drenajeLinfatico

Maniobras manuales muy suaves y rítmicas que se realizan con el fin de drenar o desplazar la linfa, que por cualquier causa patológica se encuentra estancada (edema), a territorios linfáticos sanos para su evacuación normal hacia el torrente venoso.

Entre sus beneficios encontramos una mejora la circulación de retorno, regenera el sistema linfático, consigue un efecto sedante y relajante al actuar sobre el sistema nervioso vegetativo,  inhibe los estímulos dolorosos, regula el tono tanto de la fibra muscular lisa como de la estriada, mejora el sistema defensivo inmunológico por la superproducción de linfocitos, estimula la función renal, mejora las migrañas, favorece la eliminación de celulitis debido a la eliminación de lípidos, entre otros.